El límite lo creas tú


"Pregúntate si lo que estás haciendo hoy te acerca al lugar en el que quieres estar mañana" 

Hoy comienzo esta entrada con una frase genial atribuida a Walt Disney. De hecho es una de las frases de motivación más recurrentes en las redes sociales, y es que a mi modo de ver esconde un principio fundamental: la autoevaluación.

Nuestro desarrollo personal, profesional o académico depende mucho de nuestras propias acciones y de nuestros objetivos, medios y recursos. En sí misma, la motivación puede definirse como la capacidad de dirigir y focalizar nuestra conducta o pensamientos hacia un fin determinado. La Motivación puede depender de factores externos, pero los factores internos, como nuestros pensamientos y emociones, suelen ser determinantes para los resultados.

A lo largo del camino es importante constatar -autoevaluar- si estamos realizando progresos. Si la respuesta es negativa, debemos aceptarlo constructivamente y encontrar el "fallo": ¿está en el método?, ¿en  el objetivo?, ¿en los recursos?... Si la respuesta es afirmativa podremos felicitarnos y reforzarnos en positivo, pero no solo eso: siempre podremos ir más allá, mejorar lo que ya estamos haciendo bien, aprender más y/o plantear un objetivo más exigente todavía... 

 "El límite lo solemos crear nosotros mismos"

Crecemos y nos desarrollamos como los árboles: lenta pero inexorablemente a lo largo de toda la vida. El límite lo solemos crear nosotros mismos. La buena noticia es que también podemos crear las soluciones...

Juanto Fernández